Noticias

Justicia acoge reclamo de presos mapuche y termina huelga de hambre

La Corte Suprema chilena acogió de manera parcial los recursos de nulidad del juicio contra dos de los cuatro presos mapuches cuando cumplían 59 días en huelga de hambre, recluidos en la cárcel de Angol. El fallo judicial produjo que el día siguiente los huelguistas pusieran fin al movimiento.

Publicado el 28 de octubre de 2012
imagen foto_portada.jpg

"La lucha mapuche no termina con la huelga de hambre, seguimos en pie de guerra, más unidos que nunca con las comunidades y la resistencia. No vamos a parar mientras no recuperemos el más mínimo de tierras que han estado ocupadas por las forestales, por las grandes empresas, trasnacionales, latifundistas, vamos a seguir con ese proceso", precisó el vocero de los presos mapuche, Daniel  Melinao, al anunciar el fin de la protesta que demandaba un juicio justo, la no aplicación de la Ley Antiterrorista y el término de la represión en los territorios ocupados.

En su fallo unánime del máximo tribunal, los ministros de la Segunda Sala determinaron acoger las causales a favor de Daniel Levinao Montoya y Paulino Levipán Coyan, condenados a 10 años y un día de presidio por el delito de homicidio frustrado de Carabineros y 541 días por porte ilegal de arma de fuego en la comuna de Ercilla en noviembre de 2011.

Según el dictamen, en el caso de Levinao Montoya la sala penal determinó actuar de oficio y anular la sentencia dictada en su contra por el delito de homicidio frustrado en contra del general de Carabineros Iván Bezmalinovic, jefe de las Fuerzas Especiales que operan en la Araucanía.

La corte ordenó realizar un nuevo juicio, ante la falta de fundamentación del fallo del Tribunal Penal de Angol, que lo condenó el 13 de agosto último. En cuanto al delito de porte ilegal de arma de fuego, la determinación fue mantener la condena de 541 días de cárcel.

En el caso de Levipán Coyan, la corte acogió el recurso de nulidad por el delito de homicidio frustrado de Carabineros y se dictó, como sentencia de remplazo, un castigo de tres años de presidio. Al comunero que también estaba en huelga de hambre se le otorgó la posibilidad de cumplir la sentencia en libertad condicional, una vez que se notifique la sentencia al tribunal de primera instancia.

Según el abogado de la defensa Claudio Fierro, el reclamo de los huelguistas fue acogido parcialmente, pero suficiente para una sanción más moderada.

Levipan y Daniel Levinao, junto a Erick Montoya y Rodrigo Montoya, reclamaron con su huelga de hambre, además de la revisión de las causas, que no haya más testigos protegidos y fin a los montajes político-judiciales contra los comuneros. A las demandas también agregaron la no aplicación de la ley antiterrorista y la ley de Seguridad del Estado.

El día anterior, el martes 23 de octubre, otros cinco presos mapuches que se encontraban en huelga de hambre en la cárcel de Temuco depusieron el ayuno, luego de que las autoridades aceptaron uno de sus principales reclamos, el traslado a la prisión de Angol.

Leonardo Quijón, Luis Marileo, Fernando Millacheo, Guido Bahamondes y Cristian Levinao habían tornado más severa la huelga de hambre en días recientes, al dejar de beber agua.

Los  voceros y los presos de la comunidad Wente Winkul Mapu sostuvieron conversaciones para determinar si se continuaba o no con la medida, debido a que aún hay otros puntos del petitorio que no se han cumplido, como el fin de los "procesos judiciales irregulares" y la desmilitarización de las comunidades en proceso de reivindicación.

El padre de Daniel Levianao manifestó su desconfianza ante la justicia chilena, afirmando que "siempre el Estado va a respaldar al carabinero, aunque esté mintiendo o esté haciendo montaje. Yo le pido a la Justicia que a mi hijo me lo entreguen porque cuando fue detenido, fue secuestrado y torturado", denunció.

Información actualizada sobre la lucha del pueblo mapuche en: